martes, 29 de enero de 2008

TENGO GANAS


Hay días en que los deseos brincan a flor de piel y los más bajos instintos sibaritas toman posesión de los huesos. Comida, anhelos, sexo, bebidas, iluminación, huevonería, lo que sea, se acumula y no queda otra que escribir sobre ello, así que aquí se los enumero...

1. De entradita unas costillas asadas de La Blanquita.

2. Caldo de camarón de allí mismo.

3. Ceviche de camarón de... ¿acaso existe otro?... La Blanquita.

4. Cerveza en botella al borde del congelamiento.

5. Mar, arena y tarde.

6. Hamaca.

7. Espaguetis marinara.

8. Tarde a los pies de La Sagrada Familia.

9. Ver y pensar.

10. Mis perdidas nieves en Minnesota.

11. Carretera y tanque lleno.

12. Acariciar a un gato, o gata.

13. Fiesta electrónica.

14. Cumbia.

15. La feria de Tiquisate con dos marimbas orquestas en vivo.

16. La playa de El Semillero con mis amigos. Todos adolescentes y con furia por vivir.

17. Pequeños delitos como robar whisky de mi bisabuela o tequila del super.

18. Mascar tabaco de sabor a cereza.

19. Viernes santo en mi casa y sin mis padres... bacanal.

20. Mi primera novia.

21. Mi primera vez.

22. Todas las veces subsecuentes.

23. Los primos corriendo y cazando lagartijas en los desiertos de Sanarate, rompiendo sandías para saciar la sed y tomando de los abrevaderos de las vacas con una técnica que nunca, nunca podré olvidar.

24. Descubrir la poesía.

25. Encantarme.

26. Dormir con mis juguetes de niño.

27. Ver a mi abuelo sonriente y diciendo malas palabras.

28. Mis tíos jugando poker.

29. Un fin de semana en Japala.

30. Un fin de semana en el Hotel Atlántico, de Teculután Zacapa.

31. Un fin de semana en Cobán.

32. Un fin de semana en Xela.

33. Las tardes de gatos anidados en la cama y televisión arrullándonos.

34. Ese viernes 13.

35. Fogosos besos y arrinconada incluida.

36. Un milkshake de chocolate gigantesco.



Apresuro el final por razones laborales.... pero creo que tener alguna de esas cosas en este momento me haría muy feliz. Seguiré algún día.........

23 comentarios:

Claudia Navas Dangel dijo...

Ya me contagiaste, saludos.

Juan Pablo Dardón dijo...

Jajajaja, qué bueno! Los deseos es eso, un virus altamente contagioso. Un abrazo!

Moniquita dijo...

Uy sí... qué rico cuando uno está "antojadito" de algo!!! Para mí, por favor: Un amanecer espectacular en Sausalito. Un fin de semana en Cobán (te acompaño al tuyo, va!). Pasta al pesto de Sophos. Chocolates, chocolates y chocolates. La Finca Santa Rosa en Mazate con los amigos de aquellos tiempos! Una porción de "Death by chocolate" en una cafeteriíta en Chattanooga, para llevar! Lasagna de El Rey Sol. Un atardecer en Utz Tzabá... Ay Dio' mío!!! Qué rico empezar el día saboreando todo esto en mi cabeza!!! Gracias por la contagiada Juan Pablo!!!

Anónimo dijo...

Que tal Juan Pablo, a mi a veces me dan ganas de somatar a mi suegra.
Saludos...Federico

Duff Man dijo...

Me hacen falta (sin un orden preestablecido):

1. Fogosos besos y arrinconadas.

2. Llevarme alguna prenda de ropa interior como botín de guerra.

3. La piscina.

4. La primera vez que disfruté el carpaccio.

5. Ver una temporada completa de Scrubs.

6. Volver a escuchar "Hawkmoon 269" de U2.

7. Una ducha compartida.

Calixto dijo...

jajaja... con todo lo que estoy en contra de la violencia no pude evitar soltar una carcajada con el comentario de Federico. Por mi parte, yo anhelo hoy un amanecer en San Pedro la Laguna, una chela en Yaxha viendo la laguna, un café leído de Sophos y como es hora de almuerzo, un pedazo de pizza de Al Macarone.
Saludos

Juan Pablo Dardón dijo...

MONIQUITA: bueno... vámonos a Cobán entonces!!! Eso de Death By Chocolate suena ultra super suculento. Hay que buscar un equivalente en Guate.

FEDERICO: jajajajajajajajajajajjajajajajajajajjajajajaja, bien por tu sinceridad, ojalá nunca lo llevés a cabo! jajajajajajajjajaja!

DUFF: carpaccio! Comparto el antojo!

CALIXTO: Yaxhá, la ciudad en el agua... no conozco pero ahora que lo mencionás vale la pena ir. Las fotografías son muy sugerentes. Saludos compadre!

Anónimo dijo...

post fresa!!!!!!!! pedi trabajo en viva la mañana de guatevision, jajajajajjajaaja, de mal en peor

Juan Pablo Dardón dijo...

ANÓNIMO: Fresa..... se me antoja pastel de fresa con crema ahora que lo decís. Lo importante es que me leás aquí, no que mirés tele...

susana dijo...

Juan Pablo...pero aquí están de bacanal! Ni tiempo tuve de preparar mi propia lista de deseos(necesito al menos dos días, es larga)pero exceptuando los puntos 18 al 22 (demasiado personales)ocupo la tuya.
¿Y quién es La Blanquita? Tenés que contarme, esto de desear sus costillas y ceviche de camarón sin saber, es peligroso.

Bueno, excuse me por la interrupción, enjoy!
Un Abrazo!

Juan Pablo Dardón dijo...

Ok, Susana te contaré más despacio qué es La Blanquita (un restaurante al sur de Guatemala) y subiré algunas fotos de cuando vaya a visitarle para que le conozcas más de cerca. Y me alegro que te guste la lista y que la hagas propia. Un abrazo y saludos!

Moniquita dijo...

SORRY!!! Se me cruzaron los cables... Me refería a tu punto 35 y el 1 de Duff Man!!! jajaja :S

Juan Pablo Dardón dijo...

Uffff, sin duda! Acaso es el antojo más inmediato y vital!. La ventaja de todo eso es que hay muchas manera de permutarlas, digo, beso y milkshake, playa y ceviche y todo eso... saludos y besos virtuales entonces!

claudia la del chef dijo...

Y a mi ya me hiciste llorar....QUE YA NO ESTOY ALLA!!!

Se me hizo la boca agua solo de pensar en el cevichón de la Blanquita. De veras que si.

Espero cumplas algunas de esas tus apetencias. Si no hoy, mañana.

condottiero dijo...

Yo ya no se ni qué necesito para poder decir "tengo ganas"... pero sí te puedo decir que me reí un buen con este post.

De paso, ¿en dónde queda la tan mencionada La Blanquita?

Si en serio está tan buena la comida iré el fin de semana. Y sí, quizás sea eso es lo único que quiero por ahora. Ya veré a quién invito y de esto dependerá qué otras cosas querré después! jajaja!

Juan Pablo Dardón dijo...

No llores por La Blanquita, Chef. Ella sigue en ti, nunca saldrá nunca. Aunque conozco la adicción a tan suculentos platos de mariscos. Por el momento, te prometo que subiré un post, como le dije a Susana, con fotos del lugar y una crónica de los hechos para que te recuerdes bien, ok?. Y sí Claudia, trabajaré en quitarme los antojos a como de lugar. Saludos y gracias por la visita!

Rossana dijo...

Me pasa que la mitad de las cosas no sé bien lo que son, porque son nombres muy locales y acá en Montevideo, no abundan o se llaman de otro modo Pero si pudiera, como me encanta lo nuevo, me sumaba a la banda que está dispuesta a disfrutarlo. Saludos

Juan Pablo Dardón dijo...

Bien! Ese es el espíritu! Adelante Rossana y slaudos!

Anónimo dijo...

Bueno Juan Pablo, no la voy a somatar, pero me conformo con que se quede perdida en el cráter de un volcan activo.
Saludos...Federico

Juan Pablo Dardón dijo...

Jajajajjajajaja! me llegás por ocurrente! Se me ocurre hacer un breve manual para desaparecer indeseables... ya le daré vueltas. Saludos!

Juan Pablo Dardón dijo...

CONDOTTIERO: por razones ajenas a mi buena voluntad, tu comentario se traspapeló (¿es posible eso en la web?) pero heme aquí respondiendote. La Blanquita es una especie de Meca para los cevicheros nacionales y sí es realmente buena, mano. Pronto subiré una crónica sobre el tema con dirección y todo porque sólo se llegar por mis mapas genéticos (mis padres son de Escuintla). Pero comos seguramente el calor, la cerveza y lo afrodisiaco del plato, es muy probable que terminés saciando otros deseos, jajajaja. Saludos mano y un abrazo!

Filistea dijo...

Andas de catarsis Pablo!!..

A mi se me esos brazos en los que dormí sobre una hamaca en Rabinal.

Dios!!! que cosa ma' grande chico.

Juan Pablo Dardón dijo...

Es bueno eso de dormir con la persona que qiueres... algo que se me olvidó agregar! Pero ya te lo copio! Saludos Filistea.