jueves, 26 de abril de 2012

MI HIJO JUEGA CON ARENA



"Al agua", Joaquín Sorolla (1908)

miren cómo la gente ríe
ríe mucho y yo no entiendo la felicidad
no entiendo a un niño con la galaxia en la boca
ni los tambores en el pecho cuando juega
no tengo acceso a ese acto
a la antítesis de mis entrañas
grises palabras dominan mis fueros
miro todo a través de las lentes de la angustia
una callada furia
nada cambiará en este maldecir que cabalga
y miro al niño con ojos negros iluminarse más que mil poemas
que mil muertes al instante en que despiertan las bombas
y en su bostezo arrasan planetas
cómo puedo explicarle a mi hijo su risa
que vale la muerte
qué puedo decirle a esa alma joven que nada debe 
que provoqué grandes incendios 
para que él naciera muchos perecieron
los profetas y los dinosaurios son los taburetes de su vida
y por eso yo no rio
lloro con ustedes  

3 comentarios:

theduffboy dijo...

Los niños, más cuando vienen de uno... son una bomba de cariño y vida. Saludazos, compa.

Anónimo dijo...

cómo puedo explicarle a mi hijo su risa... Genial!
YT

Juan Pablo Dardón dijo...

Un abrazo mis queridos e infalibles lectores, pero sobre todo, amigos.