sábado, 10 de julio de 2021

EL DOMINGO

 

"La maja desnuda", Francisco De Goya (1790-1800)

Estoy corriendo
hago cosas de niño

un cachorro de hombre feral 
me estaciono bajo un árbol
veo sus ramas saludarme

ballenas de clorofila que agitan las aletas
entierro cuchillos en el patio por si acaso

los cuchillos de la abuela que se piensa loca al perderlos
tenía miedo del tiempo y no sabía
que acechaba como una fiera ensombrecida
me dormía en el césped cuidando mi cosecha acerada

hoy duermo con un arma bajo la almohada


yo soy el balcón y el clavel y la muerte
soy la huida de un gato rescatado
ronroneando en los brazos de una cornisa
hería las flores con mis ojos incesantes
hería la tierra con mis manos y sus caricias
hería al mundo con mi cuerpo de arado

recuerdo esos años sepia
un álbum de celofán con inscripciones detrás
el niño en el bautizo 1976
el niño conociendo el mar 1984
el niño en el volcán 1883
el niño y el titán 2659
el niño y su cometa 1982

todo el tiempo y el universo en un libro de pasta dura

las horas de lectura y la fiesta

yo soñaba a colores vívidos
soñaba felinos y música de domingo
y desayunos preparados amorosamente
las horas antes de la furia
una cama morada y verde de sábanas de agua
un cabello negro moviéndose como una manada
lloviendo un nenúfar en mi pecho

pastando de mi boca
una osa de piel de azúcar

un gorila de algas 

la música era un huracán melodioso
Amy o Billie o Etta o Janis o Nina 
el mundo afuera de una cortina y la lluvia

mi comida favorita es el desayuno
es un arrullo cuando vengo del sueño
de luchar contra bestias y hombres
he matado y me han matado
todo es bruma cuando veo al espejo
he dormido sobre los sargazos
hundido mi cara al dique de su cuello
hundido en el más profundo letargo

he bebido su espuma desde el cáliz de carne
era un sueño que tuve de niño
era el trieste cayendo por la fosa de las marianas
tardé en llegar 40 años al fondo
dormido cuatro décadas cayendo
y mira qué rápido se despierta uno

un domingo cualquiera en otra tierra
conocí a la maja desnuda
y desde allí la habito
no soy el museo ni el pincel ni el país
yo soy ese día desde entonces
ese caer dormido
irse para adentro de una pintura y ser de ella

de esa carne dulce de diván y lienzo
todos los días amanezco y te nombro a la distancia
yo soy el domingo
soy todos los domingos en ti amor mío

 

No hay comentarios: